fbpx
11/07/2022

¿Verde o no verde? La respuesta está en el sol, con Sun Ballast

La empresa moderna se encuentra en una encrucijada: ¿seguir consumiendo la energía procedente de fuentes fósiles (y por tanto no renovables), o apostar por las energías renovables (y por tanto inagotables), con el consiguiente beneficio para ella misma y para todo el planeta?

 

Lo dice la conciencia ambiental de cada uno de nosotros, lo pide, con señales cada vez más tangibles, el planeta. Y conviene, en términos de costes y emisiones.

Pasar de las energías que contaminan y están agotándose a las denominadas fuentes renovables es la decisión más lógica.

Del suministro de energía eléctrica a la calefacción o a la producción de agua caliente con fines sanitarios: en la práctica, son cada vez más las empresas que optan por la autoproducción y el autoabastecimiento energético, parcial o total.

La energía solar, naturalmente ilimitada y limpia al 100 %, es ideal para producir electricidad y calor.

Para realizar una instalación fotovoltaica sobre el techo plano de una estructura industrial hay que tener en cuenta siempre algunos elementos estructurales.

 

Cubiertas industriales: Sun Ballast las conoce bien

 

Para una empresa como Sun Ballast, que trabaja con fiabilidad absoluta en el sector de las estructuras de soporte para paneles fotovoltaicos, el estudio de los distintos tipos de superficies es fundamental.

 

Los techos de las cubiertas industriales, en la mayor parte de los casos, presentan características comunes. Se trata de superficies de medianas a grandes, con pocos obstáculos localizados en algunas áreas del techo, y que, en la mayoría de los casos, llevan algún tipo de revestimiento. Una solución que suele utilizarse sobre las cubiertas industriales porque garantiza el aislamiento contra las infiltraciones de agua y evita también otros daños causados por los eventos atmosféricos.

Se trata de construcciones que, además, suelen realizarse con estructuras prefabricadas, con vigas, pilares de cemento y paneles laterales.

Estructuras claramente distintas de las usadas en las viviendas: las de tipo industrial, de hecho, requieren mantener un peso mínimo o, en cualquier caso limitado, sobre la cubierta.

Sistema Connect: la solución ideal

 

Antes de montar una instalación fotovoltaica sobre este tipo de cubiertas es necesario tener una idea clara de todas las características. Para ello, nuestra oficina técnica efectúa atentos cálculos de tamaños y viabilidad antes de proceder a seleccionar la mejor estructura posible.

En las muchas soluciones que Sun Ballast puede ofrecer, el Sistema Connect es la que se adapta perfectamente para la realización de una instalación fotovoltaica sobre una cubierta industrial.

 

El Sistema Connect, uno de los productos punteros de Sun Ballast, ofrece una gran resistencia al viento (calculada mediante las correspondientes pruebas en túnel de viento) y, al mismo tiempo, evita una carga excesiva sobre la cubierta gracias a una distribución homogénea del peso. Ventajas derivadas, sobre todo, de su estructura solidaria, donde todos los soportes están concatenados entre sí para crear un único y sólido entramado de paneles.

 

Además, el Sistema Connect, como todas las demás estructuras de la gama Sun Ballast, no requiere de anclaje a la cubierta, lo cual permite mantener inalteradas las propiedades impermeabilizantes del revestimiento que, como antes decíamos, suelen llevar las cubiertas.

Son miles las empresas de todo el mundo que han elegido ya Sun Ballast para la realización de una instalación de generación solar.

Un cambio de dirección verde junto con un partner capaz, innovador y altamente fiable.

 

Solicite ahora un

Presupuesto personalizado

Rellene el formulario

¿Necesitas

Asistencia técnica?

CONTÁCTANOS AHORA